Tazas de Guinness

Tazas de Guinness

Algunas tazas son dignas de Guinness, en el sentido más estricto de la palabra. Prueba de ello, os dejamos unas líneas sobre la que es considerada la taza más grande del mundo –puede uno ahogarse en ella– y la taza más cara del mundo.

La taza más grande del mundo

 No hay nada como una taza de café para estimular las células del cerebro

Sherlock Holmes

Honduras logró el 1 de diciembre de 2018 el récord mundial de Guinness con la taza de café más grande en la ciudad de Gracias, en el departamento de Lempira.

Para la obtención del récord se elaboró una taza de acero inoxidable en la que se prepararon 18.012 litros de café para superar la marca de 13.200 litros impuesta en Londres en diciembre de 2012.

La taza gigante hondureña fue construida en quince días, se llenó con 15.742 litros de agua purificada, la que fue hervida con calentadores integrados en el mismo recipiente. Luego se añadieron 2.270 litros de esencia de café para preparar la bebida.

En un comunicado, la Presidencia de Honduras indicó que el adjudicador de Guinness World Récords, Carlos Tapia, certificó que el país «construyó y llenó la taza de café más grande del mundo con 18.012 litros y que 739 personas degustaron tres tipos del aromático en la Plaza San Sebastián, de Gracias».

 

La taza más cara del mundo 

Frente a una taza con café se piensa, pero también se

discute, se recuerda o se argumenta.

Gustavo M. Tenorio

 

Liu Yiqian es un coleccionista de arte y millonario chino que acaparó titulares por haber comprado en 2014 en Hong Kong la pieza de arte chino más cara pagada en una subasta (35,8 millones de dólares), una taza que data del reinado del emperador Chenghua (1465-1487), correspondiente a la dinastía Ming.

 A Liu Yiqian se le sitúa como uno de los coleccionistas más destacados en el mercado de arte del gigante asiático. En 2012 inauguró junto a su mujer el Museo de Long, en Shangai, donde exhibe parte de su colección privada, valorada en más de 218 millones de dólares.

Con unas dimensiones de 8 centímetros de diámetro, la taza lleva estampada una ilustración de un gallo y una gallina cuidando a sus polluelos, de ahí que popularmente se la conozca como “la taza del pollo”.

Este pequeño cuenco fue propiedad del empresario nacido en Filipinas Stephen Zuellig Se trata de una de las piezas de arte chinas que más veces ha sido replicada en China.

Excluyendo algunas pinturas, “la taza de pollo” es ahora la obra de arte china más cara del mundo, según dijo Nicholas Chow, vicepresidente de Sotheby’s en Asia al finalizar la puja.

La puja por la famosa taza, que arrancó con un precio inicial de 25 millones de dólares, duró solo siete minutos.

De esta forma la pieza de porcelana volvió a batir récord de venta mundial quince años después de que fuera sacada a subasta, en 1999, cuando se vendió por 3,7 millones de dólares de entonces.

Todo sobre el apasionante mundo de las tazas

Deja un comentario

Cerrar menú